El VIII INFORME FOESSA sobre Exclusión y Desarrollo Social en España que fue  presentado el 12 del presente mes de junio en Madrid es  “un relato del momento de incertidumbre en el que nos encontramos y una mirada a nuestra cohesión social para analizar cómo vivimos y reaccionamos ante la gran recesión, cómo estamos enfocando la salida y cuáles son las consecuencias de la crisis en la poscrisis”, según afirma de Guillermo Fernández, coordinador de la investigación.

Ofrecemos, a continuación, unas pequeñas pinceladas de la Fundación FOESSA, sus objetivos, trayectoria histórica, la importancia de sus estudios para el conocimiento científico de la realidad social de España y su contribución para la generación de conciencia e implicación social comprometida a favor de la justica, la denuncia de la pobreza y de la exclusión.

La Fundación FOESSA (Fomento de Estudios Sociales y Sociología Aplicada) se constituyó en 1965, con el impulso de Cáritas Española para conocer de forma objetiva la situación social de España. La Fundación FOESSA se estructura orgánicamente en un patronato constituido por Cáritas, organizaciones sociales, universidades y miembros a título personal que garantizan la misión de la misma. Junto a él posee un Comité Técnico que desarrolla las actividades diseñadas por la Fundación.

Fue pionera en la introducción de la investigación empírica a través de los Informes sobre la situación y el cambio social de España  que señalan la importancia de conocer la situación de nuestro país a través del análisis de los procesos, las estructuras y las tendencias que marcan la evolución social.

Desde el año 1995 se enfoca en el desarrollo y la exclusión social en España y en las Comunidades Autónomas.

A lo largo de todo este tiempo, FOESSA viene realizando estos Informes cada cinco años, que han supuesto un aldabonazo y una llamada de alerta ante la desigualdad, precariedad, injusticia y pobreza que sufren tantos conciudadanos, así como sobre la distribución injusta y desigual de los recursos disponibles.

Este VIII Informe ha sido puesto a punto por un equipo de investigación formado por 125 investigadores de 30 universidades y 13 organizaciones de acción e investigación. El trabajo de campo se ha desarrollado con el apoyo de más de 350 encuestadores profesionales, que han llamado a más de 139.000 puertas de 17 Comunidades Autónomas, recogiendo la información de 29.000 personas en 11.600 hogares, donde se han sentado durante más de una hora para conocer a fondo su situación.

Los resultados del mismo confirman lo que ya venimos percibiendo en el contacto diario con la realidad social del Estado Español, “aunque mejoran respecto al anterior editado en 2013, no alcanza los resultados de 2007. Aunque estemos en una época nueva, seguimos anclados en un modelos de desarrollo económico, social y antropológico que se caracteriza por una debilidad distributiva de los bienes, por sus dificultades para no dejar atrás a nadie y con dificultades para afrontar y mejorar la vida de las personas que viven en precariedad, están excluidas o expulsadas del sistema y no consiguen salir del pozo de la exclusión”, según ha señalado Raúl Flores, secretario Técnico de la Fundación de Estudios Sociales y de Sociología Aplicada (FOESSA).

Ofrecemos un enlace desde donde puedes acceder a los datos concretos de este importante Informe y el video correspondiente.

⇒VER PDF⇐